Negro, caliente y amargo

Dicen que el buen café debe ser negro, caliente y amargo. Los románticos lo describen negro como la noche, caliente como el sol y amargo como el amor. No hay nada mas alejado de la realidad que esa forma idílica de describir el buen café. Con el tiempo he descubierto que el buen café es... Leer más →

Café cantante

Un poco demasiado fastidiado del barullo de el “estarback” y en búsqueda de nuevas opciones, dejando a un lado las malas cafeterías del centro de Irapuato, voltee la vista a una cafetería de nombre “café cantante”, ubicada en el centro de Salamanca, Guanajuato, justo en la calle Obregón No. 117. Fui con Martha y Mat... Leer más →

Café y fresas

-¡Hola! -dijo ella... -Hola, ¿Cómo estás? -contesto él. El tiempo transcurrió lento y no importaba mucho el transitar de algún curioso por ese corto pasillo. Encerrados en aquella jaula de cristal y aluminio nada más importaba. El apasionado beso se hizo presente después de buscarlo brevemente entre penetrantes miradas. El ambiente se perfumaba a café... Leer más →

Me encontré esta joyita

Ayer, mientras intentaba conseguir “algo” que comer, pues ya me chingaba de hambre, pasé a la sección “gourmet” de cierta tienda en cierta plaza y tras elegir una bebida de esas que comercializa el “Yorsh de Polanco”, no pude resistirme a ese olor. Era café, pero no el de siempre. El olor me atrapo desde... Leer más →

Una no es ninguna

A mis 34 años y por desenvolverme en dos mundos muy distintos (músico y loco), puedo decir que: “una no es ninguna, dos es la mitad de una, tres es una y como una no es ninguna…” Es una falacia épica, sin dejar de ser un motivo (de tantos) muy “creativo” para invitarnos a “chupar”.... Leer más →

Crea tu propio blog con WordPress.com.

Subir ↑